Editorial No. 3: “Reflexiones del movimiento estudiantil en Latinoamérica”

Por: Ketzali Awalb'iitz Pérez Pérez
País: Guatemala
23 junio 2020

Nosotras, las mujeres, las jóvenes, tomamos la palabra y las aulas para organizarnos y decirle alto a la violencia y acoso sexual que afrontamos en las paredes académicas de las universidades.

La Revista Ruda mujeres + territorio propone esta editorial para reflexionar y reconocer el trayecto de #LasQueLuchan en Abya Yala, en busca de justicia y espacios seguros para las que vienen y ya están en las aulas universitarias.

En el continente, el papel de los movimientos estudiantiles ha sido determinantes en el desarrollo de la historia política con una postura antidictatorial, antiimperialista y por la autonomía universitaria. En este recorrido, la lucha de las mujeres ha sido invisibilizada o casi anulada, algo no tan importante.

Sin embargo, en la actualidad las mujeres han posicionado la lucha feminista a lo interno del movimiento estudiantil y por ende en las universidades. Por ejemplo, el caso de México en octubre del 2019 al realizar múltiples paros en 11 facultades de la UNAM, con el fin de exigir soluciones concretas y eficaces contra el acoso y violencia sexual.

Así mismo, en septiembre del 2019, en Guatemala se presentó un estudio exploratorio de acoso sexual en la Universidad de San Carlos de Guatemala (USAC), a través de este se evidenció como catedráticos y comités de huelga han sido los principales agresores.

En Costa Rica en mayo del 2019 las estudiantes se declararon en Estado de Emergencia por oleadas de abusos contra ellas e iniciaron su campaña #MePasóEnLaUNA

En El Salvador, la colectiva Amorales Teatro ha trabajado para evidenciar acosadores en su espacio académico desde el año 2016, a consecuencia de ello han sido criminalizadas constantemente. En el año 2019 pasaron por varios procesos de manera legal.

Podemos seguir nombrando el camino de #LasQueLuchan, los aportes, aciertos y desaciertos de los movimientos que hemos impulsado, porque son importantes para el registro del movimiento feminista y universitario en Abya Yala.

A lo largo de estos importantes pasos también podemos decir que las universidades no nos cuidan, nos cuidan nuestras amigas, con ellas caminamos y nos acompañamos para exigir que nos queremos vivas, seguras y libres en cualquier espacio, sobre todo en las universidades.

Que esta editorial nos permita reconocernos e ilustrar a las demás, tenemos tanto que aprender de #LasQueLuchan desde sus territorios. Reconozcámonos y sigamos caminando juntas por espacios libres de violencia.

La universidad no me cuida, me cuidan mis amigas.

#Editorial #Universidades Mujeres violencia

CONTENIDO RELACIONADO

síguenos
contáctanos soy@rudagt.org
Dona Hoy

Todos los derechos reservados. Los contenidos son propiedad de sus autoras