Conversación con Tiffany Alfonseca “Representar la afrolatinidad es esencial”

Por: Fabiola Fernández Adechedera
País: Latinoamérica
10 septiembre 2020
Fotografía: Tiffany Alfonseca

Vía: C&AL

C&AL: ¿Cómo llegaste al arte?

Tiffany Alfonseca: Dibujo y pinto desde los tres años. Mi madre siempre quiso que fuera artista. Ella es una mujer muy creativa, le encantan los colores, los brillos. Yo saqué el lado artístico de ella. Mi madre no dibuja, ni pinta, pero el arte siempre ha estado presente en todo lo que hace: en la cocina, en la decoración de la casa. Este apartamento siempre ha estado lleno de colores, de objetos por todos lados, tiene mucha personalidad. Estudié diseño de modas en la escuela secundaria Fashion Industries, en Nueva York. Luego estudié dos años en el Fashion Institute of Technology, pero la carrera se enfocaba en el área de negocios y yo buscaba algo que estimulara mi lado más artístico. Me gradúe de la School of Visual Art. Allí encontré un espacio que me hizo crecer como artista.

C&AL: ¿Qué temas te interesan examinar en tu trabajo como artista?

TA: Para mí es muy importante incorporar en mi trabajo la cultura afrolatina. Yo nunca aprendí nada sobre esto. De niña, no lo vi ni en pinturas ni en dibujos. Quiero desarrollar un trabajo artístico pensando en las próximas generaciones y así proporcionarles algo donde se puedan ver, con lo que puedan relacionarse. El problema es que los latinos y afrolatinos en Estados Unidos crecimos aprendiendo sobre el arte estadounidense y sobre todo sobre el arte blanco. Nunca aprendí nada sobre el Black art o el Latino art, hasta hace un par de años. Siento que esto ha sido lo que impulsó mi trabajo: representar lo afrolatino. Es algo que no aún tiene una gran representación.

C&AL: ¿Qué temas te interesan examinar en tu trabajo como artista?

TA: Para mí es muy importante incorporar en mi trabajo la cultura afrolatina. Yo nunca aprendí nada sobre esto. De niña, no lo vi ni en pinturas ni en dibujos. Quiero desarrollar un trabajo artístico pensando en las próximas generaciones y así proporcionarles algo donde se puedan ver, con lo que puedan relacionarse. El problema es que los latinos y afrolatinos en Estados Unidos crecimos aprendiendo sobre el arte estadounidense y sobre todo sobre el arte blanco. Nunca aprendí nada sobre el Black art o el Latino art, hasta hace un par de años. Siento que esto ha sido lo que impulsó mi trabajo: representar lo afrolatino. Es algo que no aún tiene una gran representación.

Tiffany Alfonseca, I Hope My Blackness Offends You, 2018. Cortesía de la artista.

C&AL: Naciste en Nueva York, en una familia dominicana. ¿Qué papel tiene tu propia identidad afrolatina–estadounidense en la forma en que te acerca a temas como la identidad, la raza o el cuerpo en tus obras?

TA: Yo nací y crecí principalmente en el Bronx. Mi madre nació en los Estados Unidos y mi papá en la República Dominicana. Podría decir que crecí en un típico hogar dominicano, el español es mi primera lengua y me considero dominicana. Siento que todo lo que inspira mi trabajo viene de allá: los tejidos, la arquitectura, la paleta de colores.

Ahora, como dominicana que vive en Nueva York, para mí, representar la afrolatinidad es esencial. Muchos dominicanos no sienten orgullo de su negritud. Muchos son racistas. Mi principal objetivo es romper con ese estigma, con aquello de “no quiero ser negro”. La gente me mira y, como soy clarita, me dice que no parezco afrolatina. Sí lo soy. Fíjate en mi nariz, mi pelo, mis rasgos.

La mayoría de las personas no lo entienden de ese modo, pues se fijan solo en el color. Esto es un problema con el que me enfrento como individuo y como artista. Algunos me preguntan por qué trabajo estos temas en mis obras si soy de piel clara. La verdad es que la afrolatinidad no tiene solo que ver con el color; no se trata de ser de piel oscura o de lucir de una forma específica.

También siento la necesidad de empoderar el cuerpo femenino. En muchas de mis obras, incorporo fullfigured women, mujeres con curvas, rellenitas. Es algo muy personal, con lo que me identifico y que siempre fue muy problemático para mí durante mi crecimiento. Ahora, como adulta, acepto mi cuerpo y realmente me gustaría que otras mujeres también aceptaran sus cuerpos.

Tiffany Alfonseca, Big Floyd, 2020. Homenaje a George Floyd, asesinado por policías en Minneapolis el 25 de mayo de 2020. Cortesía de la artista.

síguenos
contáctanos soy@rudagt.org
Dona Hoy

Todos los derechos reservados. Los contenidos son propiedad de sus autoras